La representaci√≥n visual en el microrrelato digital brasile√Īo: un estudio introductorio

The visual representation in the Brazilian digital short-short story: an introductory study

Ana Sofía Marques Viana (Universidad de Salamanca)

Artículo recibido: 03-04-2017 | Artículo aceptado: 25-05-2017

RESUMEN: La inmersi√≥n del cosmos ficcional en el espacio virtual vino a fomentar, recuperar y desafiar contenidos y formas desde el territorio de la creaci√≥n literaria. De entre las varias que podr√≠amos enumerar, el microrrelato, el aforismo, el haik√ļ son apenas algunos ejemplos de categor√≠as textuales que, precisamente por sus cualidades org√°nicas ‚Äďentre las cuales la intensidad, la capacidad de sugerencia y la s√≠ntesis llevadas a su extremo‚Äď, han ganado actualmente un importante acervo en varios √°mbitos ficcionales. Partiendo de la idea de que el binomio microrrelato-Internet abarca una serie de caracter√≠sticas operativas que se acomodan entre s√≠, nos propondremos en el presente trabajo dibujar una cartograf√≠a virtual del microrrelato brasile√Īo en Internet, a partir de la manifestaci√≥n de su componente m√°s visual.
ABSTRACT: The immersion of the fictional territory in the virtual space came to promote, to get back and to challenge contents and forms from the territory of the literary creation. Among the several examples that we could count, short short story, aphorism, haiku represent textual categories that, precisely because of their organic qualities ‚Äďamong them the intensity, the capacity for suggestion and the synthesis carried to its extreme‚Äď have now gained an important heritage in various fictional fields. Starting from the idea that the short short story-Internet binomial includes a series of operative characteristics that fit each other, we will propose in the present work to draw a virtual cartography of the Brazilian short short story in Internet, from the manifestation of its visual and graphic component.

PALABRAS CLAVE: Microrrelato,literatura brasile√Īa, Internet, imagen, concisi√≥n ling√ľ√≠stica
KEY WORDS: Short short story, Brazilian literature, Internet, image, language conciseness

Los resultados de este trabajo han sido financiados por el Programa de Formación de Profesorado Universitario (FPU) del Ministerio de Educación, Cultura y Deporte.


Discusiones aparentemente tan modestas, como pueden ser el caso de la dimensi√≥n material de un texto ficcional no han estado nunca tan en boga en la recepci√≥n cr√≠tica como la que nos acompa√Īa desde la inauguraci√≥n del nuevo milenio. El principal m√≥vil que lo engendra proviene de la continua estimulaci√≥n que Internet vino a fomentar en el campo de la ficci√≥n con la inmersi√≥n de la Literatura en este mismo territorio y las m√ļltiples consecuencias y oportunidades que dicho matrimonio ha facultado. El microrrelato, el aforismo o el haik√ļ constituyen actualmente algunos ejemplos de formas textuales literarias hiperbreves en franca expansi√≥n, tanto desde su producci√≥n como acogida cr√≠tica y recepci√≥n lectora, logrando un importante acervo en el panorama literario occidental. Pero m√°s imperioso que hablar de una cuesti√≥n de caracteres o mancha gr√°fica, urge abordar las diversas propuestas que las nuevas tecnolog√≠as, en particular las inducidas por Internet, han eclosionado en estas dos √ļltimas d√©cadas en el microrrelato ‚Äďel subg√©nero literario que m√°s ha crecido y beneficiado de los tiempos de transitoriedad y rapidez del hoy, como bien pronosticaba Calvino en sus Seis propuestas para el pr√≥ximo milenio (1998: 45-65). Nos atendremos en el presente trabajo en esbozar un an√°lisis en una parcela del microrrelato brasile√Īo presente en Internet que contempla una dimensi√≥n que trasciende lo meramente textual. Tal estudio halla sus motivaciones, por un lado, por constituir uno de nuestros segmentos principales de investigaci√≥n, pero sobre todo por la creencia de que el microrrelato brasile√Īo en Internet protagoniza, por sus caracter√≠sticas primitivas, uno de los casos de mayor legibilidad del di√°logo entre lo visual y lo textual en el √°mbito latinoamericano.

Desde los postulados teóricos, al microrrelato, como hoy lo conocemos, se le asignan características y tendencias que parten de criterios como:

  1. la extrema brevedad, la concisión y la tensión narrativas,
  2. el car√°cter sugerente, la tridimensionalidad y la elipsis,
  3. la naturaleza paródica y la propensión replicante del mensaje, y
  4. el principio de contaminación[1].

Es precisamente este √ļltimo principio, enunciado y sistematizado por Leticia Bustamante, donde idealmente creemos que se encuentra la gran aportaci√≥n de Internet para el microrrelato, y en general para los dem√°s g√©neros literarios: sin contar con la evidente cuesti√≥n de la difusi√≥n, Internet favorece el di√°logo y confrontaci√≥n directa con las diversas esferas art√≠sticas, comunicativas y medi√°ticas, como es la imagen, el v√≠deo, el juego electr√≥nico o la canci√≥n[2]. Si bien es cierto que la producci√≥n literaria alrededor del microrrelato es m√°s que abundante tanto en soporte anal√≥gico como digital, desde nuestro punto de vista son todav√≠a raras y escasas las producciones art√≠sticas que se salen de la esfera textual y se apropian de otros medios, sobre todo cuando desde la teor√≠a y la recepci√≥n, categorizamos los discursos literarios hiperbreves de potenciales transmedi√°ticos y tendencialmente interactivos.

Por ello mismo, presentaremos aqu√≠ algunos ejemplos de c√≥mo se concreta esa faceta de acercamiento del microrrelato brasile√Īo a otros medios, fusi√≥n esta tan significativa en los d√≠as de hoy. Pese a todo, cabe resaltar que no ser√° nuestro objetivo analizar ni mencionar aquellas manifestaciones que consideramos m√°s sencillas y tambi√©n m√°s insustanciales y hasta desafortunadas de la uni√≥n de diferentes discursos, como es el uso del imagen con una funci√≥n meramente representativa, que rellena gr√°ficamente la pantalla y act√ļa como supuesto espejo del texto y que nada altera o a√Īade al mensaje que el texto vincula.

Lo primero que se nos insta comentar es la p√°gina web Literatura Digital, un proyecto de los escritores y profesores universitarios Marcelo Spalding, Ana Mello y Maurem Kayna. Esta p√°gina constituye un importante repositorio bibliogr√°fico y un manifiesto de defensa, reflexi√≥n, divulgaci√≥n y discusi√≥n de lo que es leer y crear Literatura dentro de la Era Digital, pretendiendo fomentar precisamente la atenci√≥n para los textos cuya cuna se halla en los nuevos soportes tecnol√≥gicos, como el iPad, Android, el Kindle, entre otros. Entre art√≠culos y otros trabajos acad√©micos, entrevistas y foro de preguntas, enfocados todos ellos para un p√ļblico no especializado y que se inicia en el contacto con la jerga de la literatura digital, esta p√°gina web posibilita el acceso a obras de algunos autores brasile√Īos que se encajan en esta etiqueta de Literatura Digital. Entre ellos, se ubica Microcontos coloridos <http://www.literaturadigital.com.br/minicontoscoloridos/>, un proyecto del 2013 y en expansi√≥n, realizado por Marcelo Spalding, el autor de la tesis Alicia en el pa√≠s de las maravillas para iPad (2012), referida como la primera tesis de Brasil sobre literatura para tabletas. Este proyecto, ‚ÄúMicrorrelatos en colores‚ÄĚ, perteneciente al mismo grupo de investigaci√≥n que ide√≥ Literatura Digital, mezcla texto y proyecci√≥n pict√≥rica, jugando con el acceso a microrrelatos intermediado por la selecci√≥n y combinaci√≥n de porcentajes crom√°ticos. Al usuario se le faculta una gama restricta de colores ‚Äďrojo, verde y azul‚Äď, cuya selecci√≥n genera un determinado tono de fondo y un microrrelato que tiene que ver directa o impl√≠citamente con ese color. Desde luego que la representaci√≥n visual aqu√≠ es floja, ya que se remite solamente a la percepci√≥n de un color, pero en todo caso esta representaci√≥n visual se ci√Īe no solamente en una producci√≥n sinest√©sica de ficci√≥n desde elementos pict√≥ricos y gr√°ficos, sino que dicha complementariedad llega a ser necesaria para el alcance del sentido y significado del texto.

Exponemos dos ejemplos:

Si seleccionamos la combinaci√≥n 100% de color rojo, 50% de color verde y 25% de color azul, se genera el siguiente microrrelato, de Suely Braga: ‚ÄúCompr√≥ un ramo de flores y puso el rev√≥lver dentro. Cuando regres√≥, la mujer ya hab√≠a desaparecido‚ÄĚ (traducci√≥n propia).

Figura 1. Ejemplo 1 de Microrrelatos en colores (Marcelo Spalding, 2013)
Figura 1. Ejemplo 1 de Microrrelatos en colores (Marcelo Spalding, 2013)

 

Otro ejemplo: 100% color rojo + 100% color verde + 100 color azul: ‚ÄúLa novia, imponente con la cola blanca en direcci√≥n al altar, vacila al reconocerme entre los amigos del novio‚ÄĚ (traducci√≥n propia).

Figura 2. Ejemplo 2 de Microrrelatos en colores (Marcelo Spalding, 2013)
Figura 2. Ejemplo 2 de Microrrelatos en colores (Marcelo Spalding, 2013)

Si sigui√©ramos probando otras combinaciones, constatar√≠amos que la aplicaci√≥n no solo contiene errores elementales ‚Äďlas tonalidades que se generan en algunos casos distan del conocimiento b√°sico que detenemos de coloraci√≥n‚Äď sino que al usuario le da la sensaci√≥n de que la calidad de los microrrelatos se sacrifica y se ve sometida a la cuesti√≥n pict√≥rica, lo que por otras palabras se traduce en una desvaloraci√≥n del sentido est√©tico del texto literario a favor de la atracci√≥n que supone el car√°cter l√ļdico e interactivo/manipulativo de este proyecto.

Otros dos proyectos que aparecen referenciados en esta página, de corte minimalista, pertenecen al curitibano Samir Mesquita, Dois Palitos <http://www.samirmesquita.com.br/doispalitos.html> y 18:30 <http://www.samirmesquita.com.br/>. Dois Palitos (Dos Cerillas), creada el 2007, es una obra en forma de caja de cerillas en donde el usuario accede a la lectura de microrrelatos de hasta 50 caracteres a través de la selección y figurada combustión de las cerillas que componen esa caja de fósforos.

figura 3
Figura 3. Dois palitos (Samir Mesquita, 2007)

 

Figura 4. Ejemplo de un microrrelato integrado en Dois Palitos: ‚ÄúQuer√≠a ser escritor. Empez√≥ por mentir a sus padres‚ÄĚ (Samir Mesquita, 200). Traducci√≥n propia.
Figura 4. Ejemplo de un microrrelato integrado en Dois Palitos: ‚ÄúQuer√≠a ser escritor. Empez√≥ por mentir a sus padres‚ÄĚ (Samir Mesquita, 200). Traducci√≥n propia.

 

Figura 5.Ejemplo de un microrrelato integrado en Dois Palitos: "Neur√≥tica. El √ļnico que ganaba con sus locuras era su psiquiatra" (Samir Mesquita, 2007). Traducci√≥n propia.
Figura 5.Ejemplo de un microrrelato integrado en Dois Palitos: “Neur√≥tica. El √ļnico que ganaba con sus locuras era su psiquiatra” (Samir Mesquita, 2007). Traducci√≥n propia.

 

La elección de una caja de fósforos para representar un libro de microrrelatos no es inusitada: aparte de la apelación a lo efímero y frágil, esta es una obra que inscribe su identidad en la fugacidad del hoy, pero también en lo trágico y absurdo de la existencia humana, en las pasiones etéreas, en el continuo enfrentamiento entre materia y tiempo. Su versión física, convertida en libro-objeto, es más completa que su versión digital, al poseer 50 microrrelatos impresos en papel enrollado en fósforos.

18:30, por su parte, accede a plasmar la contemporaneidad invocando la representaci√≥n de un atasco, inspirado en el caos del tr√°fico que circula en la ciudad en donde trabaja el autor, S√£o Paulo. Los enunciados, incorporados en algunos de los coches presentes en el escenario de la aplicaci√≥n, corresponden a desahogos, frustraciones y comentarios de los presuntos ocupantes de los veh√≠culos que conforman el atasco. Si el car√°cter coloquial y desenvuelto constituye la t√≥nica de estos enunciados, no menos significativa es la presencia de los juegos ling√ľ√≠sticos que los pueblan.

Figura 6. Ejemplo de microrrelato presente en 18:30: ‚ÄúEl f√ļtbol por la radio ten√≠a sus pros y contras: no estaba la mujer para quejarse, pero tampoco hab√≠a alguien para traer la cerveza‚ÄĚ. (Samir Mesquita, 2009). Traducci√≥n propia.
Figura 6. Ejemplo de microrrelato presente en 18:30: ‚ÄúEl f√ļtbol por la radio ten√≠a sus pros y contras: no estaba la mujer para quejarse, pero tampoco hab√≠a alguien para traer la cerveza‚ÄĚ. (Samir Mesquita, 2009). Traducci√≥n propia.

Pese a que el contenido textual sea en algunos casos demasiado pobre y carente de vigor y eficiencia en la transmisi√≥n de un valor est√©tico, los dos proyectos ganan en asimilar y aproximar distintos lenguajes (interpelando a una peque√Īa interacci√≥n del lector-usuario) que se complementan de modo coherente y que atribuyen una significaci√≥n propia y √ļnica a la obra. Vemos como tanto en Dois Palitos como en 18:30 hay tambi√©n la preocupaci√≥n de que el contenido textual, dividido en sus peque√Īas partes, tenga luego un valor de conjunto y pertenencia a un contexto que le atribuye un significado totalizador. Por otra parte, reflejan una caracter√≠stica fundamental en el microrrelato brasile√Īo: la m√°xima decantaci√≥n ling√ľ√≠stica.

MiQRocontos, de Carlos Seabra, personifica otro modelo de exploraci√≥n del c√≥digo visual, pero desde unas bases totalmente distintas. MiQrocontos resulta de una compilaci√≥n de microrrelatos muy breves de autores que participaron con sus textos en la revista portuguesa Minguante (actualmente extinta) y la revista brasile√Īa Veredas, ambas con una importante actuaci√≥n en el dominio de la divulgaci√≥n del microrrelato lus√≥fono en los finales de la d√©cada del presente siglo. En este caso no vemos el recurso a diferentes medios de expresi√≥n, sino el uso del c√≥digo QR como codificador de un microrrelato. Cabe al lector-usuario, mediante el uso de un Smartphone con c√°mara incorporada o de cualquier otro dispositivo que permita la lectura de este c√≥digo, y a trav√©s de la aplicaci√≥n que lo permita leer, revelar por su cuenta el microrrelato encriptado. A continuaci√≥n ense√Īamos tres ejemplos:

Figura 7. Ejemplo de MiQroconto. "Cuando le dijeron que la muerte era un largo sue√Īo, sonri√≥. Siempre hab√≠a padecido insomnios. (Lu√≠s Ene)" (Carlos Seabra, 2015). Traducci√≥n propia.
Figura 7. Ejemplo de MiQroconto. “Cuando le dijeron que la muerte era un largo sue√Īo, sonri√≥. Siempre hab√≠a padecido insomnios. (Lu√≠s Ene)” (Carlos Seabra, 2015). Traducci√≥n propia.
Figura 8. Ejemplo de MiQroconto. Revolver: Romeo creía que tener un revolver cargado en su casa era defesa garantida. Pero no pudo defender a sus hijos cuando cogieron el arma para jugar. (Carlos Seabra)" (Carlos Seabra, 2015). Traducción propia.
Figura 8. Ejemplo de MiQroconto. Revolver: Romeo cre√≠a que tener un revolver cargado en su casa era defesa garantida. Pero no pudo defender a sus hijos cuando cogieron el arma para jugar. (Carlos Seabra)” (Carlos Seabra, 2015). Traducci√≥n propia.

 

Figura 9. Ejemplo de MiQroconto. "Vida: Una vida entera por delante. El tiro vino por detrás. (Cíntia Moscovich)" (Carlos Seabra, 2015). Traducción propia.
Figura 9. Ejemplo de MiQroconto. “Vida: Una vida entera por delante. El tiro vino por detr√°s. (C√≠ntia Moscovich)” (Carlos Seabra, 2015). Traducci√≥n propia.

Una vez más estamos en el dominio de una interactividad controlada, pero que no deja de llamar la atención y de cautivar al lector-usuario, recurriendo a herramientas que, concebidas para un uso utilitario y siendo de fácil acceso, erigen un modo distinto de acceder a contenidos literarios en Internet.

Redes sociales como Instagram, Facebook o Flickr constituyen canales de difusi√≥n √≥ptimos para cualquier tipo de contenido, por lo que el dominio literario no pasa desapercibido. Curiosamente en Twitter, aparte de la primac√≠a de los caracteres sobre el contenido visual, los casos que hemos rastreado corresponden a perfiles individuales que, si bien anuncian una intenci√≥n de creaci√≥n est√©tica, acaban por hacer interferir m√ļltiples contenidos, lo que, sumado a la r√≠gida disposici√≥n de una l√≠nea cronol√≥gica de los mismos, le hace perder visibilidad a esa intenci√≥n creadora.

Sem ruido (Sin ruido) <https://www.flickr.com/photos/semruido> es un colectivo de j√≥venes que se propuso en 2009, a partir de la plataforma Flickr, unir la producci√≥n de microrrelatos en Twitter y hacerlos interactuar con el contexto urbano. El resultado permite verificar que la exposici√≥n de un microrrelato en diferentes entornos puede llegar a interferir o enriquecer el horizonte de significaci√≥n planteado por el diminuto universo textual. Adem√°s, al representar estos textos en peque√Īas tiras de papel parcialmente destrozado y confrontarlos con la dispersi√≥n de los mismos en espacios que, dentro de su anonimato y trivialidad, son f√°cilmente reconocibles ‚Äďhablamos del metro, de escaleras, de una cafeter√≠a o de un muro atiborrado de anuncios‚Äď el lector-usuario le otorga una transitoriedad y un car√°cter perecedero y materialmente fr√°gil a√ļn m√°s evidente y autoimpuesto, que cuando presentados en su formato m√°s convencional, como es el libro.

Figura 10. Ejemplo de propuesta del colectivo @semruido. (semruido, 2009) .
Figura 10. Ejemplo de propuesta del colectivo @semruido. (semruido, 2009) <https://www.flickr.com/photos/semruido>.

Igualmente cabe mencionar un proyecto performativo que tuvo alg√ļn eco el 2015, de la autor√≠a de Daniel Viana, Estela Lapponi y Roger Migliorini en la casa de Zuleika en S√£o Paulo. Aunque se trata de un proyecto pensado para la actuaci√≥n dentro de un espacio f√≠sico y por lo tanto fuera de la dimensi√≥n virtual, todo el proyecto y los pasos implicados en su concreci√≥n est√°n documentados en fotos y v√≠deos colgados en la p√°gina web, as√≠ como los resultados est√°n disponibles en formato e-book a trav√©s de la plataforma issu.

Narrativas visuais de cotidianos banais (Narrativas visuales de cotidianos banales) es una performance inspirada en las pinturas de Edward Hopper que, tal como se hace anunciar en distintas redes sociales, mezcla la escenificación en tiempo real de una sinopsis presentada a los actores y la improvisación simultánea de microrrelatos y dibujos por parte de los que asisten y contemplan la performance. Se trata aquí, por lo tanto, de buscar una traducción material con base en las sugerencias que se perciben automáticamente de un acto dramatizado en vivo y muy cercano al espectador. Algunos de los resultados, combinaciones de textos casi unifrásicos y dibujos estilizados se plasmaron en la fachada del mismo edificio en donde ocurrió el acto.

Figura 11. Ejemplo extra√≠do del libro-proyecto Narrativas visuales de cotidianos banales. ‚ÄúLo que su boca llama colch√≥n, la m√≠a llama ring. En esa competici√≥n a dos. Ojo por ojo. Nadie ense√Īa los dientes‚ÄĚ. (Lapponi, Estela, Narrativas visuais de cotidianos banais, 2015) . Traducci√≥n propia.
Figura 11. Ejemplo extra√≠do del libro-proyecto Narrativas visuales de cotidianos banales. ‚ÄúLo que su boca llama colch√≥n, la m√≠a llama ring. En esa competici√≥n a dos. Ojo por ojo. Nadie ense√Īa los dientes‚ÄĚ. (Lapponi, Estela, Narrativas visuais de cotidianos banais, 2015) <https://issuu.com/casadezuleika/docs/narrativas_visuais_5>. Traducci√≥n propia.

En conclusi√≥n, pese al escaso n√ļmero de obras que siguen los postulados de la interdiscursividad y de la complementaridad de recursos en la creaci√≥n literaria, es cierto que todas ellas son muy distintas, desde sus prop√≥sitos y bases, llegando a su concreci√≥n. Desarrollado sobre todo en la presente d√©cada, el microrrelato brasile√Īo digital, desde su representaci√≥n visual adquiere por veces un minimalismo peligrosamente simplista, en donde la mayor√≠a de los casos prima lo l√ļdico, simb√≥lico y lo trascendente de la imagen sobre el propio texto. No obstante, tambi√©n hace evidenciar sus caracter√≠sticas m√°s incuestionables y particulares del microrrelato brasile√Īo: textos dr√°sticamente reducidos (predominio de microrrelatos de un par de frases o un p√°rrafo), la vigilancia y pr√©stamo de rasgos muy vinculados a los medios de comunicaci√≥n de masas, tal y como lo afirma Schollhammer, y a las f√≥rmulas de propaganda presentes en el discurso publicitario y un registro muy coloquial y desenfadado. En definitiva, parece ser que, dentro de la amalgama fren√©tica de autores o autodenominados autores de microrrelatos en la red, las formas identitarias del microrrelato brasile√Īo permanecen y siguen todav√≠a all√≠.

Bibliografía

Bustamante Valbuena, Leticia (2016). ‚ÄúLa contaminaci√≥n como recurso creativo en el microrrelato‚ÄĚ. Eva √Ālvarez Ramos y Mar√≠a Mart√≠nez Deyros. Historias m√≠nimas. Estudios te√≥ricos y aplicaciones did√°cticas del microrrelato. Valladolid: C√°tedra Miguel Delibes. pp. 151-168.

Calvino, Italo (1998). Seis propuestas para el próximo milenio. Madrid: Siruela.

Dorigatti, Eduardo (2010, 14 julio). ‚ÄúVeronica Stigger e suas estranhas e pequenas hist√≥rias‚ÄĚ. Saraiva Conte√ļdo. Web. <http://www.saraivaconteudo.com.br/Entrevistas/Post/10354>. (13-12-2016).

Ferreira, Ana Sofia Marques Viana (2017). ‚ÄúPortugal y Brasil. Perfiles del microrrelato‚ÄĚ. Ana Rueda. Minificci√≥n y nanofilia: Latitudes de la hiperbrevedad. Madrid: Iberoamericana Vervuert. pp. 319-330.

Mesquita, Samir (2007). Dois Palitos. <http://www.samirmesquita.com.br/doispalitos.html>. (15-03-2017).

Mesquita, Samir (2009). 18:30. <http://www.samirmesquita.com.br/>. 15-03-2017.

Spalding, Marcelo (2012). Alice do livro impresso ao e-book: adaptação de Alice no país das maravilhas e de Através do espelho para iPad. Tesis no publicada. Porto Alegre: UFRGS.

Spalding, Marcelo (2013). Minicontos coloridos. <http://www.literaturadigital.com.br/minicontoscoloridos/> 15-03-2017).

Semruido (2009). Sem ruido. <https://www.flickr.com/photos/semruido>. (15-03-2017).

Schollhammer, Karl Erik (2004). ‚ÄúMiniatura e fragmento: brev√≠ssima incurs√£o pelas formas breves do Brasil‚ÄĚ. Francisca Noguerol. Escritos desconformes. Nuevos modelos de lectura. Salamanca: Ediciones Universidad de Salamanca. pp. 153-162.

Seabra, Carlos (2015). MiQrocontos. <http://seabra.com/qrcontos/>. (15-03-2017).

Caracteres vol.6 n2

¬∑ Descargar el vol.6 n¬ļ2 de Caracteres como PDF.

· Descargar este texto como PDF.

· Regresar al índice de la edición web.

Notas:    (↵ regresa al texto)

  1. Tomamos el concepto de ‚Äúcontaminaci√≥n‚ÄĚ desarrollado por Leticia Bustamante en su art√≠culo ‚Äúla contaminaci√≥n como recurso creativo en el microrrelato‚ÄĚ (2016: 151-168), en el que considera que ‚Äúla contaminaci√≥n no rige solo su conformaci√≥n diacr√≥nica [del microrrelato], sino que forma parte sustancial de su caracterizaci√≥n y provoca que se busque deliberadamente la combinaci√≥n, la hibridez y la apropiaci√≥n. Sabemos que el microrrelato es capaz de asumir otros c√≥digos de expresi√≥n, otros g√©neros literarios y otros discursos textuales‚ÄĚ (2016: 152). Son numerosos los testimonios de autores que reivindican el car√°cter mestizo de sus textos, hecho que conlleva parad√≥jicamente al rechazo a la etiqueta de microrrelato.¬† La escritora brasile√Īa Ver√≥nica Stigger, autora del libro de microrrelatos ‚ÄúOs an√Ķes‚ÄĚ (Cosac Naify, 2010), admite que en su obra convergen ‚Äúprocedimientos caros a la pr√°ctica art√≠stica contempor√°nea, como son la apropiaci√≥n, la dislocaci√≥n del contexto original y el desbordamiento de l√≠mites y fronteras gen√©ricas (Dorigatti, 2010: web).
  2. Sobre esto, aconsejamos consultar: Noguerol, Francisca (2008). ‚ÄúMinificci√≥n e imagen: cuando la descripci√≥n gana la partida‚ÄĚ. Irene Andres-Su√°rez y Antonio Rivas. La era de la brevedad. El microrrelato hisp√°nico. Palencia: Menoscuarto. pp. 183-206; Navarro Romero, Rosa Mar√≠a (2014). ‚ÄúLiteratura breve en la red: el microrrelato como g√©nero transmedi√°tico‚ÄĚ. Tonos Digital (27): pp. 1-12; Delafosse, √Čmilie (2013). ‚ÄúInternet y el microrrelato espa√Īol contempor√°neo‚ÄĚ. Revista Letral (11): pp. 69-81.

Caracteres. Estudios culturales y críticos de la esfera digital | ISSN: 2254-4496 | Salamanca